ArtículosInicioJimmy Ortiz Saucedosemana del 5 de NOVIEMBRE al 11 de NOVIEMBRE

EVO Y LINERA, SE VUELVEN RICOS EN EL PODER

() Noticias 1: El patrimonio de Evo se triplica desde 2006  (El Deber 2-11-12) () – Noticias 2: ‘Vice’ suma $us 17.743 a su patrimonio en 4 años (El deber 4-11-12)

() Comentario: El «vil» capitalismo mejora las arcas de los principales socialistas del chavismo boliviano. ¿Qué taaaaaaal? El patrimonio de Morales creció 33 % más que el Producto Interno Bruto boliviano, en el mismo periodo.

A Su Excelencia le va mejor que a Bolivia.

Es la historia de siempre en esta atribulada Patria, donde la política,  con honrosas excepciones, es la forma más segura de hacerse rico.

Como dice Fontanarrosa «el dinero es el único dios que no tiene ateos«.

Bolivia, siendo un País con enormes recursos materiales y humanos, es la cenicienta latinoamericana. Bolivia es un País fallido, que no acaba de nacer a 187 años de su fundación. Ni siquiera hemos tenido la capacidad de delimitar con claridad nuestras fronteras departamentales y provinciales. Un 93% de municipios tiene disputas limítrofes (Correo del Sur 13-11-11).

Y todo esto debido a una pésima clase gobernante. No hemos tenido suerte con las personas que dirigen nuestros destinos desde 1825.

Desde el inicio de la República hemos adolecido de un liderazgo nacional con una visión amplia de País. Un liderazgo patriótico con grandeza de espíritu, que busque por encima de intereses personales, regionales, culturales o raciales, el bienestar de la Nación en su conjunto. Un liderazgo que nos haga sentir bolivianos a todos. Un liderazgo integrador.

En Bolivia hemos tenido Gobiernos y Presidentes: capitalistas, neoliberales, populistas, socialistas, demócrata cristianos y comunistas, pero todas han sido la misma vaina, sin sentido de Patria, corruptos e ineptos.

La inconsecuencia política e ideológica de los actuales gobernantes es notable, y la hipocresía también. Se llenan la boca hablando contra el capitalismo. Lo achacan de todos los males del mundo en sus discursos, pero a renglón seguido se llenan los bolsillos con los dólares capitalistas. Son marxistas solo en el discurso, en la práctica son capitalistas como Gonzalo Sánchez de Lozada.

Si se achaca a la derecha de tener angurria por el dinero, los izquierdistas que hacen plata, se vuelven más capitalistas que Milton Friedman.

NECESITAMOS UNA NUEVA CLASE POLÍTICA MERITOCRATICA, QUE SEA AMADA Y RESPETADA POR SU PUEBLO. Precisamos reivindicar la noble carrera de la política, como una profesión de servicio público honesto, sabio y diligente. Sólo así construiremos un País verdadero y saldremos del Tercer Mundo.

06112012

Ver más

Artículos relacionados

Deja un comentario

Botón volver arriba