ArtículosInicioRecursos Naturales - Aguasemana del 12 de DICIEMBRE al 18 de DICIEMBRE

Atlas Socioambiental de las Tierras Bajas y Yungas de Bolivia (2da edición)

Publicado por: Patricia Cadena

En el planeta y fundamentalmente en Bolivia, los cambios e impactos que se están desarrollando por fenómenos climáticos como las sequías cada vez más largas y lluvias en periodos más cortos y de mayor intensidad, ponen en zozobra a la ciudadanía y a los gobernantes en diferentes niveles; quienes carecen de información oportuna y precisa para la prevención de desastres y fundamentalmente para el ordenamiento territorial compatible con el desarrollo económico y la conservación del medio ambiente.

Nuestro país alberga regiones muy valiosas como las Tierras Bajas y los Yungas que abarcan el 70% del país, y constituyen un potencial natural clave para la adaptación al cambio climático, y mitigación ante los desastres ambientales. En este sentido, emerge una segunda edición del Atlas para brindar información actualizada sobre este vasto territorio que provee beneficios claves a la ciudadanía boliviana. Con esta publicación, la Fundación Amigos de la Naturaleza pretende reflejar y difundir el enorme potencial natural y sociocultural albergado en esta región, para contribuir de manera oportuna con información actualizada y técnica que pueda ser utilizada por tomadores de decisión y ciudadanía en general, dando a conocer el estado actual de los ecosistemas, su riqueza natural y las presiones que la afectan.

En este contexto, se analiza de manera didáctica y gráfica a través de un portafolio de mapas elaborados con indicadores que aportan información actualizada, bajo el marco conceptual Presión-Estado-Respuesta-Beneficio, ofreciendo una mirada novedosa de la situación socioambiental de las Tierras Bajas y Yungas de Bolivia. El análisis de estos temas, propone orientar al público sobre la necesidad de desarrollar una economía donde la base sea la conservación de la naturaleza, porque sin ella no es posible lograr un desarrollo integral y sustentable.

Con la oportunidad de publicar esta segunda edición, se actualizó la cartografía, contenido e indicadores socioambientales relacionados a cinco temas de Presión: Infraestructura vial, Centros poblados, Áreas hidrocarburíferas, Quemas e incendios forestales y Deforestación y un tema de Estado: Bosque. La finalidad principal es brindar mayor acceso a la información, llegar a más actores estratégicos y promover espacios de análisis que contribuyan en la planificación de su territorio.

Los resultados más sobresalientes del Atlas destacan los siguientes aspectos de las Tierras

Bajas y Yungas de Bolivia:

En este 70% el territorio nacional habita el 40% de la población boliviana en más de 10 mil centros poblados.

Se planifica la construcción de hidroeléctricas que generarán 8 veces más de la energía eléctrica producida actualmente en este territorio.

Los bosques bajo derecho de uso forestal, abarcan 9 millones de hectáreas del país.

Más de 16 millones de hectáreas fueron afectadas por las quemas e incendios forestales y más de 5,8 millones de hectáreas fueron deforestadas desde 1970 hasta el año 2013.

Los impactos por cambio climático proyectan mayor afección en la Amazonía, al 2030 la temperatura incrementará a +2ºC y las lluvias disminuirán hasta -14%, modificando drásticamente el patrón climático del país.

El 44% de las Tierras Bajas se transforman en la época lluviosa en ecosistemas acuáticos, posibilitando una inmensa riqueza natural y un enorme potencial hídrico poco valorado.

El estado de conservación de los ecosistemas denotan que el 76% de esta región se encuentran en buen estado.

Los sitios Ramsar abarcan 11,4 millones de hectáreas en Tierras Bajas, representan el 77% de los humedales de Bolivia catalogados con importancia internacional; posicionándonos como el país con mayor extensión de humedales de importancia mundial.

Los territorios indígenas con más de 12,7 millones de hectáreas y 59 TIOC conforman un vínculo estratégico para conservación de los ecosistemas.

El 49% del área analizada concentran una alta riqueza potencial de especies de flora y fauna, fundamentales para la funcionalidad ecosistémica y para garantizar la seguridad alimentaria de la región.

La capacidad de almacenamiento de los bosques alcanza hasta las 203 tC/ha, posibilitando mejores alternativas de mitigación a los impactos por el cambio climático.

La Amazonía y el Pantanal constituyen las principales fuentes de abastecimiento de agua, donde el índice de balance denota mayor disponibilidad de agua en estos biomas.

Fuente: eju.tv

Ver más

Artículos relacionados

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Ve también:
Cerrar
Botón volver arriba