ArtículosInicioJimmy Ortiz Saucedosemana del 29 de MAYO al 4 de JUNIO del 2017

Sequías e incendios recurrentes

Es verdaderamente lamentable la falta de políticas de Estado, en materia de preservación del medio ambiente en general y de estos problemas recurrentes en particular.

Aunque el Presidente Morales se llene la boca con la defensa de la madre tierra, todo esto no pasa de ser una mera retórica política para la exportación. Como la dizque “Cumbre Climática de Tiquipaya”. Donde por cierto se excluyó a CONAMAQ, con la famosa mesa 18, uno de los grupos indígenas más genuinos en la defensa de la Pachamama.

Nos la damos de paladines internacionales de la defensa del medio ambiente, cuando en realidad Bolivia es un país sin conciencia ecológica. ¡Una hipocresía monumental! Aquí se destruye la biosfera a pasos agigantados, al extremo de sembrar coca y producir cocaína en parques nacionales, como reclama la ONU.

Cada año tenemos estos dos eventos periódicos. Todos los conocemos. Son parte del calendario nacional como la Navidad o el Carnaval. Las sequías son un fenómeno natural, los incendios son generalmente provocados por la mano del hombre.

Sin embargo no hacemos nada proactivamente. Sólo nos preocupamos cuando nos quema la cola el fuego. No tenemos un plan predeterminado al respecto.

Los medios denuncian en titulares alarmantes: Incendios causaron pérdidas por más de 70.000 millones de dólares, Sequía y fuego causan alza de canasta familiar, Emergencia nacional por el fuego y el Gobierno pide ayuda internacional. Récord histórico de focos de calor en Santa Cruz.

Lo que necesitamos es tener una política de Estado para la defensa del medio ambiente que contenga los lineamientos para prevenir los daños a la naturaleza y reparar los ya ocasionados.

Tienen que coordinar acción conjunta los tres niveles de gobierno, ¡por lo menos en esto! Se necesita la ayuda de los gremios agropecuarios, los colegios profesionales, fundaciones y organismos internacionales afines. Todos tienen que apoyar al Estado boliviano en un tema que es de interés mundial. Las quemas y las sequías no reconocen fronteras. Al fin y al cabo vivimos en el mismo planeta.

Las genuinas ONGs debieran también cooperar. No las que hacen política nacional con plata extranjera, manejando ministerios. Estas han mutado de ONGs a OG (Organizaciones Gubernamentales).

La creación de una “FIFA” medioambiental es ya absolutamente necesaria a estas alturas de la destrucción del planeta. Esta idea fue sugerida en un artículo de mi autoría en octubre de 2007 (ver blog jimiortizsaucedo.blogspot.com), donde planteaba una institución internacional con capacidad educativa, normativa y coercitiva.

La tarea es ardua y difícil, porque se trata de un cambio cultural, lo que implica un proceso de largo plazo. No se hace conciencia ecológica solo con leyes. Un “chip” ecológico en nuestra educación será muchísimo más útil y duradero.

Necesitamos gobernantes con verdadera conciencia ecológica. No hagamos demagogia con la ecología. Necesitamos enseñar y financiar a los productores rurales métodos alternativos, no solo castigarlos. Necesitamos reeducar a nuestra gente en escuelas, colegios, universidades y en los medios de comunicación, para vivir en un mundo con problemas ambientales cada día más críticos. Aquí no hay salvaciones individuales, o nos salvamos todos, o todos nos hundimos.

Ver más

Artículos relacionados

Deja un comentario