ArtículosInicioJimmy Ortiz Saucedo

CONTINUA EL NEOCOLONIALISMO EN SANTA CRUZ

Jimmy Ortíz Saucedo

() Noticia: Chiquitania en crisis: Dan tierra a más de un millar de comunidades (El Deber 26-03-19).- El asentamiento de 69 comunidades campesinas en el municipio de San Miguel de Velasco, ha puesto en debate la política de distribución de tierras en Santa Cruz.

() Comentario: Nuevamente los mitimaes de Evo Morales, apoyados por el INRA, distribuyendo nuestras tierras a colonos de occidente.

El movimiento cívico cruceño ya había detectado esta irregularidad. En el Directorio del Comité pro Santa Cruz, realizada en Roboré el 27-08-16, fue ampliamente denunciado este hecho por los participantes. Decía yo, en una columna que escribí al respecto (blogjimiortiz): quiero concentrarme aquí en un asunto que fue transversal a las exposiciones de los delegados participantes, los avasallamientos de tierras y los asentamientos de poblaciones acarreadas de occidente, quienes no respetan áreas protegidas, derechos preexistentes, peor aún el Plan de Uso del Suelo que es Ley del Estado.

Estos colonos llegan con un impresiónate apoyo logístico: vehículos de lujo, abogados y en algunos casos con el auxilio de la fuerza pública. Esto hace suponer que no son acciones individuales, sino por el contrario cuentan con apoyo de organismos del Estado, en un claro atropello a Santa Cruz. El INRA es el principal instrumento del neocolonialismo contra los pueblos de tierras bajas (blogjimiortiz).

Santa Cruz conquistó su independencia el 14-02-1825, con la retirada del Brigadier Francisco Xavier Aguilera y la entrada del Colorao Mercado a Santa Cruz. Contamos para ello con el único apoyo del General Belgrano, y su ejército de Las Provincias Unidas del Río de La Plata, hoy Argentina.Los Cruceños conseguimos nuestra independencia, sin ningún apoyo de la Bolivia actual, y seis meses antes que ella.

Las tierras son nuestras por derecho propio. Le debe quedar bien claro al centralismo anti Camba, que cuando decidimos ser parte de Bolivia el 6-08-1825, después de 264 años de existencia como nación, lo hicimos con 1.600.000 km² de territorio. Éramos más grandes que la Bolivia actual, no entramos chutos a ser parte de esta comunidad de naciones. Con ese territorio hemos contribuido a la creación de Beni, Pando, parte de La Paz e incluso de Perú, Brasil, y Paraguay.

El abuso más grande es que nuestras tierras sean repartidas desde el centralismo y sus instituciones, por mandato de la constitución de la Calancha, rechazada por el 60,1% de los cruceños. Como si este no fuera un país autónomo, el gobernador y los alcaldes no son consultados para nada. Y luego nuestras autoridades comienzan a sentir las demandas de los migrantes por agua, luz, salud, educación y otras infraestructuras, sin tener los recursos necesarios para ello. Y para acabarla de amolar, vienen con la consigna de votar por el MAS en las próximas elecciones, desequilibrando la correlación de fuerzas políticas en nuestro territorio.

Si se quiere acarrear gente a nuestras tierras, que se hagan las cosas como Dios manda: Que se consulte con la gobernación y la alcaldía. Que se doten tierras fiscales, respetando el uso mayor de la tierra. Que se les otorgue la infraestructura socio sanitaría y productiva. Que se incrementen los recursos a los municipios, proporcionales a las poblaciones relocalizadas. Y finalmente, que se les dé el apoyo humano para vivir dignamente en un ecosistema diferente al suyo.

Hay que poner un punto final a este abuso, del cocalero enemigo de Santa Cruz. Planteo a nuestras autoridades, políticas, cívicas, y al pueblo en general, la necesidad de hacer una Cumbre por la Tierra. Esta tendría por objeto hacer un pacto entre las 15 provincias cruceñas, para defender nuestras tierras.

Ya es hora que los cruceños, de la capital y las provincias, nos humanos para una defensa común. El ataque a una sola de nuestras provincias, será el ataque contra toda Santa Cruz.

Ver más

Artículos relacionados

Deja un comentario

Ve también:

Cerrar
Botón volver arriba