EconomíaInicio

Advierten rentas “míseras” con jubilación obligatoria

Por: Página Siete

Los aportantes que superan los 58 años llegan a los 333 mil, pero si se acelera su jubilación como propuso el presidente Evo Morales, recibirán rentas míseras, advirtió el investigador del Centro de Estudios para el Desarrollo Laboral y Agrario (CEDLA), Bruno Rojas.

Explicó que no todos cumplen con las condiciones en términos de años de aportes para tener una pensión que cubra necesidades básicas.

Según las declaraciones del experto en una entrevista con ERBOL, gran parte de los 333 mil trabajadores que ya tienen 58 años, no aportaron 30 años, lo que generaría que éstos se jubilen con pensiones muy bajas. “La mayor parte de estos trabajadores no ha aportado 30 años, el promedio no supera los 20 años”, precisó.

Rojas indicó que uno de los cuestionamientos a la jubilación obligatoria planteada desde el Gobierno es que si se la fuerza a los 58 o 60 años, por ejemplo, las pensiones serán bajas debido a que en promedio oscilan entre un 20 y 40% del referente salarial, luego de 35 o 40 años de aportes.

Añadió que son pocos los trabajadores que pueden aportar durante tanto tiempo.

El investigador expuso el caso de un maestro que gana 6.500 bolivianos, quien debería jubilarse con 3.500 bolivianos de renta, pero esto no ocurre porque la plata que reúne el trabajador en las AFP, no le alcanza para que se le pague esa cantidad.

Rojas descartó que obligar a los trabajadores a jubilarse genere una mayor disponibilidad de puestos de trabajo, ya que, al recibir pensiones bajas, los rentistas se verán obligados a reinsertarse en el mercado laboral.

El presidente Evo Morales, el 22 de enero propuso la jubilación obligatoria para generar fuentes de empleo. La edad de jubilación en el país por ley es de 58 años, en el caso de los hombres, y 55, en el caso de las mujeres, siempre y cuando   hayan cumplido con al menos 30 años de aportes.

Fuente: paginasiete.bo

Ver más

Artículos relacionados

Deja un comentario

Ve también:

Cerrar
Botón volver arriba