ArtículosInicioJimmy Ortiz Saucedosemana del 25 de ENERO al 31 de ENERO

MUTÚN: ¿SIGUEN LOS CUENTOS CHINOS?

() Noticia: Darán obra en Mutún a china Sinosteel envuelta en dudas (El Deber 20-01-16).- Luego de más de tres horas de reunión, los directores de la Empresa Siderúrgica Mutún (ESM), optaron por invitar a la empresa china Sinosteel a seguir en carrera para la construcción de la planta siderúrgica que procesará el hierro del yacimiento Mutún.

() Comentario: Mutún, uno de los proyectos históricos de Santa Cruz, sigue durmiendo el sueño de los justos. Los brasileros, que tienen un yacimiento semejante en la zona, hace años que ganan plata con su explotación, sin hacer los aspavientos típicos de la política boliviana.

Los gobiernos anteriores, y este también, nunca han tenido una verdadera voluntad política de llevarlo adelante. Ni Sánchez de Lozada, ni Evo Morales, lo han querido. No tengo duda, el problema de fondo es que los gobiernos andino-centristas no quieren que Santa Cruz se transforme en la nueva potencia minera de Bolivia; este es el tema de fondo.

Y a partir de esta realidad se derivan una serie de mentiras, de verdades a medias y de licitaciones truchas. Siempre tratando de emborrachar la perdiz y que el tiempo pase. Tengo serias sospechas que esta nueva adjudicación a la empresa Sinosteel  será lo mismo que la adjudicación a Jindal. Dios quiera que me equivoque, el tiempo lo dirá.

Una cosa que les debe quedar clarísima a los gobiernos anti Camba, es que cuando Santa Cruz se traza una meta lo consigue, nadie nos detendrá. Mutún, Puerto Busch con su plataforma logística, Rositas y otros, serán una realidad, pese a quién pese.

Nadie puede detener la lucha de un pueblo que tiene una visión clara. Los gobiernos son efímeros y los pueblos eternos. Nadie frenará nuestra voluntad de salir del Tercer Mundo, para el bien de Bolivia.

Hoy, que se aproxima el referéndum por la re re re elección del caudillo cocalero, comienzan los cantos de sirena de tiempos electorales. Desempolvan a Pinocho y comienza la función, los embustes se ponen de moda, tratando de engatusar a los incautos.

La tradicional politiquería boliviana da rienda suelta a sus bajos instintos. En la campaña por el sí en Santa Cruz, ha llegado a un extremo inadmisible: adoptar los nobles colores verde y blanco de la bandera Camba, para camuflarse. Se arropan con la bandera que tanto combatieron. Ahora se avergüenzan delAzul del Fondo Indígena. Pero aunque la mona se vista de seda, mona se queda. No les queda el verde, y menos el blanco.

En tiempos de campaña prometen a Santa Cruz lo que no fueron capaces de hacer en 10 años de gobierno; todo un insulto a la inteligencia.

Como por arte de magia se «reactiban» todos los proyectores regionales. Se mueve Mutún, con una licitación cuestionada por su falta de transparencia y sustento técnico-económico. Se mueve el proyecto hidroeléctrico Rositas, con una licitación para construcción, sin haber terminado el estudio técnico-económico y ambiental. Se mueve Puerto Busch, o por lo menos la vía férrea Motacucito – Puerto Busch, eso dicen. Lo único que falta es que el Presidente Morales salte en el Corso carnavalero.

No tengo duda que todos estos son puros cuentos chinos de tiempos de campaña. Los plurinacionales están obsesionados últimamente con los chinos, una buena parte de las obras públicas se las están dando a ellos, aunque su calidad sea mala y el trato a sus empleados bolivianos de lo peor, pero no importa.

La verdadera y única intención del gobierno es ganar el referéndum, y para ello dirán o harán cualquier cosa, que a nadie le extrañe, es un tema de vida o muerte para ellos y para sus bolsillos. Se pondrán cualquier casaca o cualquier careta,; pasado el 21 de febrero volverán a ser lo que son. Archivarán la verde y blanco, y se volverán a poner la casaca azul del Fondo Indígena.

Por ello yo también votaré NO.

Ver más

Artículos relacionados

Deja un comentario

Ve también:

Cerrar
Botón volver arriba